http://tunein.com/embed/player/s85715/ (Enlace con Radio Stereo Romance para escuchar el programa radial "Renovación en Marcha" los sábados de 8 - 9 AM y Radio Revista "Libre Pensamiento" los lunes, miércoles y viernes de 8 - 9:30 AM)

jueves, 10 de mayo de 2018

UN ALTO EN EL CAMINO PARA CONTINUAR LA LUCHA


 “Disciplinado y calmado, a la espera de la aparición de alboroto
y desorden entre el enemigo; ese es el arte de mantener el auto control”
Sun Tzu

Vistos los resultados de la marcha de ayer 9 de Mayo, se puede asegurar que poco a poco se van creando las condiciones para pasar a niveles superiores en la lucha por la democratización, la re-institucionalización y la reimplantación del estado de derecho en nuestro país. La lucha por restablecer el estado nicaragüense que ha sido cooptado, capturado y reconfigurado por el orteguismo, para poder saquearlo a sus anchas durante estos once años de hegemonía y control partidario y familiar. A los que, desde la posición de militantes crédulos y ciegos, dudan de esto, solo pregúntense de donde surgieron tantos capitales.

Si atendemos a las redes sociales, que es donde la opinión de un amplio sector de la sociedad se está manifestando sin ningún tipo de censura, hasta ahora, podemos observar una suerte de desesperación en dos sentidos, uno de ellos, por la descalificación absoluta del dialogo nacional y el otro por la urgencia de que inicie ayer. Como decía en el artículo anterior, la situación inédita en que nos encontramos, nos induce a plantear los extremos, pues es lo más fácil. Creo, y es mi opinión personal, lo aclaro, que deberíamos tomarnos un minuto para reflexionar acerca del camino recorrido hasta hoy y lo que nos falta recorrer.

Primero, a partir del 19/4, hace 22 dias apenas, inicio la retoma del control de las calles por parte del pueblo nicaragüense, calles que habían estado en poder del orteguismo desde 1990, 28 años!, que ni el mismísimo Carlos Gardel podría decir que 28 años no es nada. Podrán correr ríos de tinta para analizar sobre las causas, la verdad es que nadie pudo hacer lo que los chavalos hicieron en 22 días, con su “inexperiencia política”, sin una conducción visible, sin organización y sin lo que ustedes quieran, pero NADIE pudo hacer lo que ellos provocaron en tres semanas. 
Segundo, el cambio en la correlación de fuerzas en las calles, indujo a que nos podamos manifestar masivamente en Managua y el resto de municipios del país casi con total libertad. 
El tercer elemento que tenemos que considerar, es la desarticulación, en muchos lugares del país, de las estructuras partidarias del orteguismo, JS, turbas y motorizados, por lo que el régimen ha tenido que recurrir con mayor profusión al proletariado lumpen y a las fuerzas policiales, que cada vez se parecen más entre sí. 
Un cuarto elemento y quizás el más importante que ha ocurrido en estos pocos días, es el sentimiento de UNIDAD que se ha logrado alcanzar en una gran cantidad de sectores, porque todos tienen un factor en común, el rechazo a los 64 muertos producto de la represión ciega e indiscriminada.

Pareciera sencillo enumerar estas cosas, pero sentarse a analizarlas viendo retrospectivamente al año 1990 son pasos de gigantes y en solo 22 días. Ahora bien, me parece, y nuevamente repito, es mi opinión, que lo que hemos ganado tenemos que preservarlo, pues el adversario y sus comparsas, se están moviendo muy rápidamente para mediatizar la lucha, tanto a nivel nacional como internacional. El “Soft Landing” y el “orteguismo sin Daniel” trabajan incesantemente y a contra marcha para evitar la caída del Régimen. El factor tiempo es crucial para todos, sin embargo para el gobierno es mortal, en la medida que se alargue la situación y no imponga el control de las calles, ni restablezca la correlación de fuerzas, ni se recomponga a nivel de partido. El esfuerzo desplegado por los “Cuadros Histéricos” no ha dado el resultado esperado pues llegaron muy tarde, cada vez se suman más ciudadanos a las marchas y plantones, ya ni siquiera funciona la campaña sucia en los medios de comunicación estatales, puesto que la población más bien satiriza y vulgarea dicha campaña. Y como las malas noticias no caminan solas, las Universidades Públicas, otrora bastiones y retaguardia orteguista, se han sumado a la lucha popular.  

En el caso del pueblo nicaragüense, que esta decididamente levantado para alcanzar su libertad, el tiempo tenemos que saber aprovecharlo, ya que obra a favor nuestro. Mientras el gobierno se decide por iniciar el dialogo o a darle largas, nosotros tenemos que mejorar los niveles organizativos a nivel de calle, barrio, municipio, departamento y a nivel nacional. Tenemos que mejorar los niveles de coordinación entre barrios, municipios y departamentos. Organización y Coordinación es clave en estos momentos. No se trata de llamar a un paro nacional indefinido porque a alguien con calentura se le ocurrió. Esta acción, que debemos estar claros, es el penúltimo recurso en la lucha, no es en este momento. Organización y Coordinación. Para qué? Para tomar control verdadero de calles, carreteras, municipios y departamentos. Para poder demostrarle al gobierno que estamos hablando en serio cuando decimos QUE SE VAYAN! Para poder hacer paros escalonados, temporales, pero TOTALES. Es la fuerza y el respaldo que en determinado momento van a necesitar nuestros delegados al dialogo, si es que al final el gobierno se decide iniciarlo.

No hay comentarios: